Archivos de la categoría ‘ANGELES Y DEMONIOS’

 

El caso de Emily Rose ha sido uno de los casos más famosos de exorcismos de la historia, tanto es así que se llevo al cine con la película “El exorcismo de Emily Rose” y causó gran expectación en la época, aquí les dejamos con la historia y con un video donde se pueden oir voces recogidas en medio del exorcismo. Son realmente sobrecogedoras.

emilyrose1

(más…)

Anuncios

Un Grupo de Geólogos en la década del 80, en algún lugar de Siberia, creyó haber llegado a las puertas del infierno. En el siguiente video se explica de como durante una excavación se topan con algo raro en el trabajo. Al bajar unos micrófonos escuchan voces de lamentos y ruidos extraños, en el video esta explicado y se pueden escuchar las voces. Recomiendo que observen el video.

Lucifer y otros reyes del infierno

Publicado: octubre 31, 2014 en ANGELES Y DEMONIOS
Etiquetas:

No se necesita ser un fiel seguidor de los Rolling Stones para haber escuchado alguna vez en la vida la canción “Sympathy for the Devil”. Quizá nunca hayas analizado la letra y, de ser este tu caso, te prestaremos un poco de ayuda.

satanas

Las primeras estrofas ya van presentando al tipo: “Estuve allí cuando Jesucristo tuvo su momento de duda y dolor, me aseguré por el infierno de que Pilatos se lavara las manos y sellara su destino”… “grité alto ‘¿Quién mató a los Kennedys?’, cuando, después de todo, fuimos tu y yo”… “De la misma forma que cada policía es un criminal y todos los pecadores son santos, y cara o cruz es lo mismo, llámame simplemente…”

Al inicio de la letra, en el “por favor, permite que me presente: soy un hombre de riquezas y buen gusto; he rondado desde hace muchos, muchos años, robé el alma de muchos hombres” ya deja en claro que Mick Jagger está entonando una canción sobre él, la maldad, el demonio, el diablo, el ángel del mal: Lucifer.

 

¿Quién es Lucifer?

La palabra Lucifer tiene un significado muy diferente al que podríamos imaginar, quiere decir “Portador de Luz” y se empleó como un término genérico para hacer referencia a Venus. A lo largo de la historia, Lucifer fue el nombre empleado para, como lo señala la canción de arriba, hablar sobre “el mal”. En Isaías 14:12 pueden encontrarse las palabras“¿Cómo caíste del cielo, oh Lucifer, que nacías por la mañana?”. Este pasaje nos da a entender que, de hecho, Lucifer es el “ángel caído”, como también se le conoce.

lucifer Portador de Luz

Y hay más, en el mismo libro, un poco antes, en 14:4, al comienzo del pasaje: “pronunciarás esta burla contra el rey de Babilonia”, siendo que al final del pasaje, en 14:22 concluye: “me levantaré contra ellos – dice SEÑOR de los ejércitos– y extirparé de Babilonia nombre y sobrevivientes, al hijo y al nieto -declara el SEÑOR”.

Es decir: en el Antiguo Testamento, Lucifer hace referencia a un determinado rey de Babilonia que, dentro del cristianismo, se considera una metáfora para el Príncipe del Mal. En el cristianismo, Lucifer no es el nombre del demonio; en realidad, el uso de “Portador de Luz” tiene que ver con Venus, que desaparece durante el día.

El asunto es que la biblia resulta un gran libro de metáforas que son interpretadas al pie de la letra, y el demonio, propiamente dicho, no es llamado Lucifer en ninguna parte del libro – al contrario: en II Pedro 1:19, la palabra Lucifer es empleada para hacer referencia a Jesús, ¿Lo sabias?

 

Diversos nombre para el mal.

El problema es que la humanidad le ha dado nombre a las cosas desde que el mundo (para nosotros) es mundo. Cuando el tema tiene que ver con el imaginario maligno que sería capaz de explicar algunas fatalidades, la diversidad de nomenclaturas es considerablemente amplia, principalmente si tomamos en cuenta los periodos históricos y la diversidad de creencias religiosas.

DYBBUK.

DYBBUK

Se trata de la figura del mal para la cultura judía. Es un espíritu de un pecador que, cada cierto tiempo, decide invadir el cuerpo de algunas personas. La victima puede demorar en darse cuenta de que tiene al Dybbuk como huésped en su cuerpo pero, apenas se manifieste este espíritu demoniaco, el hospedero vivirá algunos días de profundo sufrimiento.

Los judíos creen que este espíritu maligno solamente invade cuerpo de personas pecadoras, lo que sustenta al argumento de que es necesario “andar por el buen camino” para evitar ser poseído por el demonio.

 

RAKSHASA.

Ya sea en el budismo o en el hinduismo, hay personas que sienten temor por Rakshasa,demonios rabiosos capaces de cambiar su forma, crear ilusiones y hacer una especie de “magia maligna”. Este demonio tiene garras toxicas, que usa para capturar a los desgraciados que después devora.

Los Rakshasas pueden aparecerse en diversos formatos: feos, bellos, de “carne y hueso” o sólo en espíritu, además existen con forma de animal. El rey Ravana era el peor de los Rakshasas, conocido por tener por lo menos diez rostros, doce brazos y mucha agilidad.

 

DJINNI.

Los textos de la cultura islámica refieren al Djinni como un grupo de demonios de una raza diferente a la humana. Son seres que viven en una realidad paralela a la nuestra. Estas creaturas están formadas por fuego y son las únicas, además de los humanos, que reciben de Alá el libre albedrío. Así, son capaces de actuar con benevolencia, neutralidad o maldad.

DJINNI

Para el islamismo, el demonio del mal era originalmente un Djinni llamado Iblis, que se negó a inclinarse ante Adán y terminó siendo expulsado del paraíso. Entre otros Djinnis famosos se encuentran los Ifrits, que son creaturas malignas inmunes a las armas humanas.

 

ABADDON.

En los escritos del judaísmo ortodoxo emplean la palabra como un sinónimo de “destrucción”, pero algunos escritos modernos ya hacen una asociación de esta palabra con un ser maligno, temido por tener mucho poder. Algunas versiones del demonio lo colocan como una nueva versión del ángel Muriel, que reunió el polvo para la creación de Adán.

Sin embargo, todo indica que su misión como ángel tuvo un fin, al final de algunas descripciones lo colocan como una figura maligna en un trono de gusanos, comandando un ejército de langostas en forma de caballo con rostros humanos y colas de escorpión.

 

HADES.

Para la mitología griega, Hades era el dios oscuro, de las profundidades, cuya influencia imperaba en el reino de los muertos, un lugar de luto y eterna tristeza. El nombre de Hades raramente se pronunciaba en voz alta, pues las personas tenían mucho miedo que pudiera aparecer.

El mundo de Hades estaba dividido en varias partes, siendo que la primera era Erebus, una especie de “purgatorio” para las almas que aún no habían sido juzgadas, y también estaba “Tártaro”, una prisión de titanes. Hades era quien tenía la responsabilidad por juzgar a todas las almas y decidía el destino eterno de cada una de ellas.

El dios sombrío de la mitología griega tenía a un perro como guardián, Cerbero, un perro de tres cabezas y una cola de dragón. Hades también tenía un casco que lo protegía de las miradas ajenas.

 

PISHACHA.

Pese a que su nombre parezca un poco gracioso, es un demonio muy temido en las religiones orientales. Generalmente se manifiesta por el espíritu de una persona que ha cometido adulterio, violación o crímenes parecidos. Los Pishachas pueden cambiar de forma y hacerse invisibles, además, como es obvio, son capaces de poseer humanos y comer sus almas.

pishacha

Los escritos que describen este demonio parecen estar de acuerdo en proporcionar un aspecto realmente oscuro a las características de esta bestia: es un humanoide con un tono de piel tan oscuro como la obsidiana, ojos rojos y venas saltadas cubriendo todo su cuerpo.

 

El pacto de Urbain Granadier

Entre los pactos más famosos hechos con el demonio, está el del sacerdote Urbain Granadier, un francés de creencias católicas que resolvió negociar su propia alma con el Señor del Mal. Cuando la traición se descubrió, el padre Urbain fue quemado en la hoguera – bendita justicia divina.

pacto diablo

Pasándose por el arco del triunfo todos los preceptos de la Iglesia Católica, Urbain no era muy adepto al celibato e, incluso, era famoso por ser un “casanova”. En 1632 un grupo de monjas acusó al padre de haberlas embrujado, facilitando el acceso a algunos seres malignos, mismos que abusaron de las damas.

pacto demonios

En su juicio, Urbain fue objeto de tortura hasta que confesó que había hecho un pacto con varios demonios. El pacto en sí, que puedes ver en la imagen superior, fue escrito en latín hacia atrás, e incluso tiene la firma del propio Satanás. En seguida, te presentamos la traducción de este pacto:

“Nosotros, el influyente Lucifer, el joven Satanás, Belcebú, Leviatán, Elimi, y Astaroth, además de otros, aceptamos hoy el pacto de Urbain Grandier, que es nuestro. A él prometemos el amor de las mujeres, las flores de las vírgenes, el respeto de los monarcas, honores, lujuria y poder.

Se prostituirá durante tres días, y podrá disfrutar de la fiesta. Una vez al año deberá ofrecernos un sello de sangre, y todas las cosas santas de la iglesia deberá pisotear y nos hará muchas preguntas. Con este pacto vivirá feliz por veinte años en la tierra de los hombres, y más tarde se unirá a nosotros para pecar contra Dios”.

Ed y Lorraine Warren se dedicaron a la investigación de lo paranormal desde los albores de la década de 1950. Durante su extensa carrera llegarían a investigar más de 4,000 casos de apariciones, entre ellos el célebre caso de Amityville, donde tuvieron el mérito de ser los primeros investigadores paranormales en pisar la escena. La película de 2013,El Conjuro, se basó en una investigación de los Warren sobre el caso de la familia Perron y su casa de campo embrujada en Harrisville, Rhode Island. Los Warren afirman que su investigación del caso conocido como “Harrisville Haunting” o “Perron Haunting Family“, “fue la investigación más extensa, convincente, perturbadora e importante” de sus carreras. Roger Perron, su esposa Carolyn, y sus cinco hijas Andrea(Annie), Nancy, Christine, Cindy y April sufrieron durante diez años la tortura de los espíritus que ocupaban su casa de campo.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (2)

 

El Caso Harrisville

En un intento porque sus hijos tuvieran una vida más relajada en el campo, Roger y Carolyn Perron compraron su casa de ensueño en el invierno de al año 1970. La Antigua Hacienda Arnold tenía unas 81 hectáreas de terrenos y contaba con una de las plantaciones originales en un área explorada por el colono John Smith en 1680 y transferida posteriormente a Roger Williams para la formación del estado de Rhode Island. Localizada sobre la carretera Round Top en Harrisville, Rhode Island, esta “preciosa y encantadora” casa de campo de 10 habitaciones fue construida en 1736 sobre un terreno hermoso, con mucho espacio donde cinco niñas podían correr y jugar. Nancy y Christine Perron compartían habitación, Cindy y April otra, y Andrea tenía una habitación sólo para ella – excepto en las noches en que, como contó Andrea, “sus hermanas venían arrastrándose hasta su cama, temblando y llorando de miedo.”

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (15)

La familia Perron notó que algo andaba mal con el lugar desde el primer día en que se instalaron en su hermosa casa. Más tarde se enterarían que un total de ocho generaciones de familias habían vivido y muerto en Antigua Hacienda Arnold, entre estos residentes estaba el Sr. John Arnold, quien a los 93 años se suicidó colgándose de las vigas del establo. Además de esta, muchas otras vidas terminaron en la hacienda, incluyendo varios suicidios (por ahorcamiento, envenenamiento), la violación y el asesinato impune de una niña de once años, Prudence Arnold (se presumía que había sido asesinada por un empleado de la hacienda), dos ahogamientos en el riachuelo situado en las proximidades de la construcción y cuatro hombres que, misteriosamente, murieron ahorcados en estas tierras. No pasó mucho tiempo para que los Perron entendieran por qué el vendedor anterior les aconsejó, el día que se mudaron a la casa, que “encendieran las luces por la noche”.

 

Fantasmas amigables.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (10)

En un principio, los fantasmas o espíritus demoniacos como los Warren creían, eran inofensivos. Descritos como opacos o poco sustanciosos en apariencia, había numerosos espíritus habitando aquella vieja casa. Un ode estos fantasmas tenía un olor peculiar a flores, mientras que otro era tan amable que les daba un beso de buenas noches a las niñas en sus camas todas las noches. Otro parecía ser el fantasma de un pequeño que las niñas observaban, hipnotizadas, empujando carros de juguete alrededor de toda la habitación.

Una aparición, posiblemente, un fantasma femenino, era una presencia bienvenida en esta casa. Los Perron siempre escuchaban el barullo de alguien que estaba barriendo la cocina. Cuando entraban al comedor, encontraban que una escoba había sido movida a un lugar diferente a donde la habían dejado, con un pequeño montón de tierra recién barrido en el centro del piso, esperando a ser depositado en el cesto de la basura.

Manny” era otro de los espíritus que las niñas Perron adoraban. Creían que Manny era el espíritu de Johnny Arnold, quien se quitó la vida ahorcándose en el ático de la casa en 1700. Manny solía aparecerse enfrente de las niñas, muchas veces de pie, observando en silencio sus actividades diarias. Manteniendo una sonrisa irónica en el rostro, parecía disfrutar de los juegos infantiles. Si las niñas llegaban a hacer contacto visual con Manny, este se iba tan repentinamente como llegaba.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (16)

Además de estas entidades fantasmales, los Perron atestiguaron muchos fenómenos extraños e inexplicables. Camas que levitaban a unos centímetros del suelo, un teléfono que flotaba por los aires y que caía bruscamente al suelo cuando alguien entraba a la habitación, además de varios objetos que planeaban por toda la casa con total autonomía. Frecuentemente, las sillas eran retiradas repentinamente dejando a los invitados desprevenidos tirados en el suelo y no era nada raro que las fotografías cayeran de las paredes. Alguna vez los Perron llegaron a informar haber visto sangre de un color anaranjado que goteaba de una pared y se disolvía en la nada.

 

Los demonios nada agradables.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (12)

Pero no todas las entidades de Harrisville eran visitantes bienvenidos. Algunos de estos entes pellizcaban las piernas y jalaban los cabellos de las niñas en el medio de la noche. Otros golpeaban la puerta principal de la casa con tanta fuerza que toda la casa se sacudía. Algunas puertas se cerraban solas mientras que a otras era imposible cerrarlas, sin importar la fuerza que se aplicara sobre estas. Una de estas entidades mantenía frecuentemente a esta familia en vilo, pues lloriqueaba frecuentemente en medio de la noche gritando “¡Mamá, Mamá!” mientras que otra aparición torturaba a Cindy, de 8 años, diciéndole incesantemente: “Hay siete soldados muertos enterrados en la pared.” Los Perron también recuerdan a un pequeño y apacible espíritu, que parecía tener unos cuatro años, vagar por la casa gritando, llamando a su madre.

Uno de estos espíritus fue tan agresivo con la familia Perron que nunca rebelaron, hasta hace poco, lo que hacía con ellos. Andrea Perron, quien escribió el libro (en realidad una trilogía, “House of Darkness, House of Light ” I, II y III) sobre sus experiencias en la casa, dio a entender que este espíritu innombrable pudo haber abusado de algunas de las niñas. Cuando se le preguntó acerca del espíritu durante una entrevista, ella evadió la pregunta, diciendo al reportero:

Digamos que había un espíritu masculino muy malo en la casa -con cinco niñas

 

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (7)

 

Bathsheba Sherman – el más malo de todos.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (1)

El fantasma más abominable que habitaba la casa tenía como objetivo principal a la Sra. Perron. Conocida como Bathsheba, la entidad era, posiblemente, el fantasma deBathsheba Sherman, quien, según las malas lenguas, fue una bruja que practicaba el satanismo y que había vivido en la casa en el inicio del siglo XIX, donde se suicidó ahorcándose en un árbol detrás del granero. Los Perron no eran una familia creyente, y esta debilidad en la fe fue, teóricamente, tomada en cuenta como un factor primordial para la naturaleza violenta y activa de Bathsheba hacia la familia Perron. Esta teoría se vio reforzada cuando se supo que el único morador previo de la casa que nunca reportó ninguna actividad paranormal era un pastor de la iglesia local. Lorraine Warren explicó por qué esto fue importante:

Uno sólo tiene su fe como protección. Yo siempre tengo fe. Dios me protege y me permite hacer esto. En aquel momento en particular los Perron no tenían ninguna religión… y eso fue muy peligroso.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (18)

Bathsheba fue una criatura despreciable y repugnante, describieron su rustro como una “colmena de abejas deshidratada” cubierta de telarañas y sin rasgos humanos apreciables a excepción de los gusanos que se arrastraban a través de grietas de la arrugada piel de su cara. Su cabeza, redonda y grisácea, estaba “inclinada hacia un lado”, como si su cuello hubiera siro roto, y un hedor llenaba la habitación cuando se hacía presente.

Bathsheba Thayer nació en al año de 1812 en Rhode Island y contrajo matrimonio con Judson Sherman el 10 de marzo de 1844. En vida, Bathsheba tuvo una vida muy solitaria, fue excluida de la comunidad luego de ser acusada de matar a su bebé como un sacrificio a Satanás. El cadáver del bebé fue encontrado con un objeto puntiagudo incrustado en su cabeza. Ante la falta de pruebas, el caso fue abandonado. Se cree que Bathsheba tuvo más hijos, la totalidad de los cuales morirían antes de cumplir cuatro años. Y sus hijos no eran sus únicas víctimas. Bathsheba también era conocida por tratar con brutalidad a sus empleados, a menudo, dejándolos sin alimento y golpeándolos por cualquier cosa. Cuando Bathsheba murió el 25 de mayo de 1885, el forense puntualizo en las notas que nunca había visto algo semejante – su raquítico cuerpo se había solidificado de forma aterradora, aparentemente convirtiéndose en piedra.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (17)

Fue fácil darse cuenta que Bathsheba tenía a sus predilectos en la casa. Ella torturaba a Carolyn Perron (una de las hijas, Cindy también era un blanco frecuente), mientras que acechaba al Sr. Perron. Cuando el hombre estaba en casa, los aparatos se rompían con frecuencia. Roger Perron tomaba estos aparatos rotos y los llevaba hasta el sótano para repararlos. Mientras estaba allí, a menudo sentía a Bathsheba tocándolo, acariciando su cuello y pasando sus manos sobre su espalda. Pero mientras Bathsheba deseaba al Sr. Perron, odiaba a Carolyn, su esposa. Era claro que Bathsheba deseaba que Carolyn se fuera de la casa.

Un artículo publicado en agosto de 1977 en el periódico local describió la aparición de Bathsheba:

La Señora Perron dice que despertó una mañana antes del amanecer y se encontró con un fantasma al lado de su cama: la cabeza le colgaba hacía un lado sobre un viejo vestido gris. Había una voz reverberante que decía: ‘Vete. Vete. Te sacaré con muerte y tristeza’

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (11)

Al inicio, Bathsheba trataba a Carolyn de forma apenas “cruel”. Carolyn era estrangulada, abofeteada y solía ser golpeada con diversos objetos. Su mayor temor, el fuego, pronto fue descubierto por la entidad y utilizado para aterrorizarla, Bathsheba batía antorchas contra su cama mientras le exigía que dejara inmediatamente la casa.

Conforme el tiempo pasó, los ataques empeoraron. Por ejemplo, un día Carolyn estaba acostada sobre el sofá, cuando sintió un fuerte dolor en la pantorrilla. La mujer examinó su pierna y encontró una gran herida sangrante, parecía como si “una aguja de coser hubiera pinchado su piel”. Más tarde, luego de las frustradas amenazas hacia Carolyn para que saliera de la casa, Bathsheba tomó un camino diferente e intentó invadir el cuerpo de Carolyn. Creyendo que Carolyn había sido poseída, los Perron decidieron llamar a los investigadores paranormales Ed y Lorraine Warren para que les ayudaran.

 

Ed e Lorraine Warren ofrecen ayuda a la familia Perron.

Ed y Lorraine Warren a menudo son considerados en su disciplina como “los investigadores paranormales por excelencia“. Durante décadas, ayudaron a investigar apariciones y posesiones demoníacas a lo largo de todo Estados Unidos. En muchos de sus casos, fueron capaces de convencer al Vaticano de practicar exorcismos de espíritus que descubrían. Los Perron supieron de los Warren después de una de sus muchas charlas públicas y les insistieron en que los ayudaran a salvar a su madre. En este punto, creían que Bathsheba había poseído físicamente a Carolyn Perron, y Ed Warren estuvo de acuerdo con dicha afirmación.

Ed e Lorraine Warren

La hija, Andrea Perron, recordó la noche que se produjo el exorcismo:

La noche en que pensé que vería a mi madre morir fue la noche más terrible de todas. Ella habló con una voz que nunca habíamos escuchado antes y con una fuerza que no es de este mundo saltó a seis metros de distancia hacia otra habitación.”

Desafortunadamente, la verdadera historia de la familia Perron terminó de forma muy diferente a la retratada en la película “El Conjuro”. De hecho, los Warren no tuvieron éxito librando a la familia Perron de su tormento infernal. Carolyn Perron recordó la “terrible noche” y explicó que, a pesar de que las intenciones de los Warren eran buenas, notaron que las cosas empeoraron “en torno a ellos”. Conforme la situación se salió de control, Roger Perron les exigió a los Warren que dejaran el sitio inmediatamente.

 

La huida de los Perron de la casa embrujada.

Los Perron se enteraron que todos los antiguos ocupantes (excepto el pastor de una iglesia local y su familia) de la Antigua Hacienda Arnold habían informado de fenómenos sobrenaturales en la propiedad. De hecho, el propietario anterior a los Perron había llamado a un contratista para renovar la casa. El contratista estaba en plena remodelación de la casa, cuando repentinamente dejó de trabajar y simplemente huyó. Los relatos dicen que el hombre salió de la casa gritando dejando abandonadas toda su herramienta y su coche. Los propietarios nunca se mudaron y la casa permaneció vacía durante varios años antes de que la familia Perron la comprara.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (13)

A pesar de todas estas desafortunadas circunstancias, los problemas financieros mantuvieron a la familia Perron arraigada a su hogar durante 10 largos años. Incapaces de escapar, tuvieron que soportar las inconveniencias de los espíritus “amistosos” y la tortura de los fantasmas malévolos. Por último, en 1980, ante la insistencia de Carolyn, los Perron estaban financieramente habilitados para abandonar la casa. Se trasladaron a Georgia.

 

Curiosidades y datos de interés.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (8)

Los actuales propietarios

Según Andrea Perron, la actual dueña Norma Sutcliffe, quien compró la casa en 1983, mencionó que ella, su marido Gerry, y muchos invitados han tenido experiencias paranormales en la hacienda, incluyendo la puerta siendo azotada en el vestíbulo, sonidos de gente hablando en otra habitación, pasos que se escuchan alrededor de la casa, además de un caso extraño y distinto: la silla de su marido comenzó a vibrar en la sala de estudio. También afirman que han sido testigos de una luz azul brillante que se “traslada a través del cuarto”, de una “niebla” flotando a través de las habitaciones de la casa y de vibraciones tan intensas en las paredes que creyeron que la casa se vendría abajo. Varios visitantes a su casa le dijeron haber visto una mujer mayor, con un moño en el pelo, moviéndose silenciosamente por toda la casa.

 

 

El making of de la película “El Conjuro”

El filme de James Wan, El Conjuro, estuvo basado en los hechos que implican a losFantasmas de Harrisville. El guión de la película se basó en los expedientes personales de los Warren, complementados con información que Carolyn Perron les ofreció a los productores. Lorraine Warren trabajó como consultora durante la filmación y aparecía en el set para ofrecer orientación mientras la película era filmada.

hermanas perron

La muñeca que se muestra en la película se basó en otro caso de 1970 de lo Warren, elcaso de la muñeca Annabelle.

muñeca el conjuro

Bathsheba Sherman

La tumba de Bathsheba Sherman se encuentra en un cementerio histórico en el centro de Harrisville, Rhode Island. Aunque su lapida está rota, su nombre aún se encuentra legible y la tumba es muy visitada por los turistas.

Harrisville la verdadera historia de la familia Perron - El Conjuro (3)

La foto superior muestra la casa de la familia Perron en el año 1885, cuando la finca era todavía de los Arnold. Si bien es posible que la supuesta bruja Bathsheba Sherman se encuentre en esta foto, también es posible que ella ya estuviera muerta al momento que se tomó esta imagen.

La mujer que se encuentra al centro y a la izquierda de la foto, parece llevar una mascarilla quirúrgica. Probablemente sea una medida de precaución para protegerse de una de las epidemias de bacterias de esa época, quizá de la difteria, la tuberculosis o la influenza. Varios videos y sitios web han presentado esta foto como un retrato de Bathsheba. Esta idea se originó luego de un video realizado para promover el libro de la hermana mayor de los Perron “House of Darkness House of Light” de Andrea Perron. Sin embargo, el video no declara explícitamente que la mujer sea Bathsheba.

Y por último, lo habitantes actuales de la Vieja Hacienda Arnold reportan tener más problemas por personas curiosas y fanáticos del film que intentan ingresar a su propiedad que por los entes sobrenaturales.

 

 

 

La historia de Annabelle se remonta a 1970, cuando una mujer compró la muñeca y la entregó como regalo de cumpleaños a su hija Donna, quien estudiaba para ser enfermera y vivía con otra de sus compañeras de clase, Angie.

La muñeca formó parte de la decoración de su habitación, hasta que comenzaron a notar cosas extrañas: se movía por sí misma.

En un principio era difícil notar que la muñeca se había movido, pero luego se volvió evidente. Por ejemplo, ambas dejaban la muñeca en una esquina y cuando volvían a la habitación la encontraban sobre la cama con las piernas y los brazos cruzados.

Otras veces dejaban la muñeca en una de las habitaciones y cuando regresaban la encontraban en la cocina o de pie recargada contra la pared en alguna otra parte de la casa.

Además, Donna y Angie comenzaron a encontrar notas escritas donde alguien pedía ayuda. Aunque ambas intentaban encontrar una explicación racional a lo que ocurría, los sucesos extraños continuaron.

Un día, ambas notaron que la muñeca se había movido, pero notaron también algo más extraño y aterrador: tenía manchas de sangre en la espalda, en sus manos y en el pecho. Fue en ese momento que decidieron contactar a una médium, para que les ayudara a entender qué ocurría.

La médium les dijo que la muñeca estaba poseída por el espíritu deAnnabelle Higgins, una pequeña que había sido encontrada muerta a los siete años en la propiedad antes de que los apartamentos fueran construidos.

Los Warren afirman que a través de la médium la muñeca pidió a Donna y Angie que la adoptaran y que la quisieran, pero pronto se dieron cuenta que esto fue sólo una treta, al darse cuenta que dentro de la muñeca había un espíritu maligno.

Uno de los amigos de ambas, Lou, les había pedido que se deshicieran de la muñeca. Una noche el joven despertó de una pesadilla y se dio cuenta que no se podía mover. Cuando vio alrededor notó que Annabelle estaba cerca de sus pies. La muñeca entonces comenzó a subir por su cuerpo e intentó ahorcarlo.

Sin aire, Lou terminó desmayándose. Cuando despertó al día siguiente él sabía que no había sido un sueño, por lo que decidió deshacerse de la muñeca él mismo.

Pero el joven entonces sufrió otra experiencia aún más terrible cuando se encontraba en compañía de Angie, revisando unos mapas previo a un viaje que realizarían. Ambos comenzaron a escuchar ruidos desde la habitación de Donna.

Cuando Lou entró, no notó nada extraño, salvo a Annabelle es una esquina de la habitación. Cuando se acercó a la muñeca, sintió que alguien estaba detrás de él. Lou volteó pero no vio a nadie. De pronto, sintió que algo lo estaba atacando y en su pecho notó que algo le hacía tres marcas verticales y luego cuatro horizontales, formando la marca de la bestia, además de que comenzó a sangrar.

Fue en ese momento contactaron a los Warrens, quienes decidieron tomar el caso e iniciar una investigación.

Ambos les explicaron a los jóvenes que la muñeca no estaba poseída por una niña, sino por un demonio y que a través de la médium este los había engañado.

Con la ayuda de un cura, los Warren realizaron un exorcismo a la casa para liberarla de espíritus. Luego decidieron llevarse a la muñeca con ellos para evitarles más problemas a las jóvenes.

Los Warren afirmaron que durante el viaje entre el apartamento y su casa, la muñeca hizo que el auto casi se estrellara en varias ocasiones. La única forma de calmar al demonio que tenía poseída a la muñeca fue rociarla con agua bendita.

Cuando los Warren llegaron a su casa, siguieron los fenómenos extraños por varios días: la muñeca levitó en varias ocasiones y comenzó a cambiar de posición dentro de la casa, apareciendo a veces dentro de las habitaciones.

La muñeca fue causante de al menos dos accidentes, uno de ellos fatal, sufrido por personas que supuestamente se burlaron de ella.

Un cura llamado Jason Bradford, quien estaba de visita en la casa de los Warren, se dirigió a la muñeca y le dijo: “Tú no puedes causarle daño a nadie, Annabelle”. El padre estuvo involucrado en un accidente de auto luego de dejar la casa el cual casi le cuesta la vida, cuando el coche que conducía perdió los frenos antes de llegar a una intersección.

La muñeca entonces fue puesta dentro de la vitrina, donde se encuentra hasta la fecha. Los Warren afirma que un par de jóvenes visitaron el Museo del Ocultismo y se burlaron de la muñeca.

Luego de abandonar el lugar, a pedido del dueño, el joven que conducía una motocicleta perdió el control y se estrelló contra un árbol. En el lugar él murió instantáneamente, mientras que la mujer que lo acompañaba estuvo hospitalizada por un año.

 

Artilugios Volantes en la Antigua India
Vimos anteriormente como en su libro sagrado Popol Vuh, los indios quichés de la gran familia maya decían de nuestros creadores que éstos eran unos constructores. Damos ahora un salto en la geografía y nos vamos a la India, en donde podemos leer en la gran epopeya sánscrita del Mahabharata que precisamente Maia, el constructor, el ingeniero y arquitecto de los asuras, diseñó y construyó un “gran habitáculo de metal”, que fue trasladado al cielo. Era solamente uno de muchos habitáculos similares. “Cada una de las divindades Indra,Yama, Yaruna, Kúbera y Brahma, disponía de un de estos aparatos metálicos y voladores”.
El gran sabio de la antigua tradición, Nãrada, explica que la ciudad volante de Indra se hallaba ininterrumpidamente en el espacio. Estaba rodeada de una pared blanca, que producía destellos de luz cuando el vehículo se desplazaba por el firmamento.
Otros aparatos automáticos se desplazaban libremente bajo agua y en las profundidades de los océanos de una forma similar a los modernos submarinos.
El texto sánscrito del Mahabharata se refiere normalmente a los aparatos volantes con el nombre de “vimanas“.
Pero habla también de grandes ciudades – colonias – espaciales, de grandes ciudades submarinas, y de ciudades subterráneas.
Arjuna, una de la divinidades, disponía de un indestructible vehículo volador anfibio, pilotado por su ayudante Matali.
Todas estas construcciones y aparatos voladores, submarinos y subterráneos, están descritos en la epopeya del Mahabharata con gran lujo de detalles, con detalle de sus medidas y descripción de sus características.
También Valmiki, el autor de la otra gran epopeya hindú, el Ramayana, nos habla con absoluta naturalidad de los vehículos que – a voluntad de su piloto – volaban libremente por el aire. También eran metálicos y brillaban en el cielo.
Objetos Volantes Inteligentemente Guiados, en los Textos Biblicos
Leemos en los textos bíblicos cómo el profeta Ezequiel nos narra su encuentro con un vehículo volante, que se le acercó tanto – junto al río Quebar, en la inmediaciones de Babilonia – que incluso vió a uno de sus tripulantes, el cual le habló a él personalmente.
Esta visión que Ezequiel tuvo, y que está descrita con lujo de detalles en los textos bíblicos, fue detenidamente analizada por el ingeniero de la agencia espacial norteamericana – la NASA – Josef Blumrich, quién concluyó que lo que vió el profeta fue efectivamente y sin ningún género de dudas una nave volante. Tanto es así, que dicho ingeniero – director de la Oficina de Construcción de Proyectos de la NASA -, rediseñó el aparato descrito por Ezequiel y patentó algunos de sus elementos.
También en la Biblia, la destrucción de las ciudades de Sodoma y Gomorra refleja con precisión los efectos de una explosión atómica, anunciada a Lot por dos emisarios que bajan de las alturas y comen alimentos en casa de su anfitrión.
Finalmente, en muchos pasajes de los textos bíblicos – comenzando por el libro del Exodo – se describen con detalle nubes inteligentemente guiadas. En el caso del libro citado, una de estas nubes – luminosa de noche y en forma de columna de humo de día – guía al pueblo de Israel en su huída de Egipto. Esta nube indica el camino a seguir, proporciona alimento, e incluso desciende hasta el suelo para que sus tripulantes (en este caso el mismo Yahveh) pueda dar órdenes verbales al caudillo de los hijos de Israel, Moisés.
El Ovni de Belen
La estrella de Belén, cuya aparición está tan íntimamente ligada al fenómeno Jesús, es – como se puede repasar en los Evangelios – una “estrella” que se mueve y que, además, tiene la facultad de detenerse. No es extraño que una estrella esté aparentemente “parada” en el firmamento, como parece que lo están todas las que vemos normalmente, ni tampoco que una estrella se mueva, como es el caso de las estrellas fugaces o de los cometas. Lo que sí se sale realmente de lo usual es que haga ambas cosas: moverse y pararse. Y que, además, demuestre ser inteligente: “Salieron, y la estrella que habían visto en Oriente” – podemos leer en los Evangelios – “iba delante de ellos hasta que se detuvo encima de donde se hallaba el niño.”
Se le ha querido dar una explicación astronómica a este fenómeno de la llamada estrella de Belén, aduciendo que se habría tratado de la conjunción – tercera conjunción por aquellas fechas – de los planetas Júpiter y Saturno. En dicha conjunción los citados planetas se juntaron ópticamente en dirección Sur de tal manera que los magos de Oriente, en la ruta que seguían de Jerusalén a Belén, siempre tenían a estos dos planetas que formaban una sola estrella, delante de ellos. La estrella iba efectivamente, como dicen los Evangelios, precediéndoles.
Hasta aquí, todo correcto. Pero si hubieran caminado siempre en la dirección que les indicaba esta conjunción de Júpiter y Saturno – y dado que se trataba de un fenómeno extraatmosférico que por lo tanto, por mucho que avanzasen los magos, siempre habría estado situado por delante de ellos – a donde habrían llegado es a las aguas litorales del mar Rojo.
Pero no: se detienen a 7 km escasos de Jerusalén. ¿Por qué? Porque no iban en pos de la conjunción Júpiter-Saturno, sino de un objeto brillante que finalmente se detuvo a baja altura encima del lugar en el que se hallaba el niño: Jesús. Un objeto volador que se movía inteligentemente dentro de nuestra atmósfera.
Los antiguos habitantes de China se autodenominaban “hijos del cielo”. Y su literatura clásica proporciona una abundante selección de observaciones de objetos volantes desconocidos, con especificación muy concreta del momento histórico en que apareció cada uno de ellos.
Una de las referencias más antiguas que podemos hallar figura en la obra Ciencia Natural, que en el capítulo 10 reza: “Bajo el reinado de Xi Ji” – hace aproximadamente 4.000 años – “fueron vistos dos soles en la ribera del río Feichang, uno de los cuales subía por el este, mientras que el otro bajaba por el Oeste. Ambos producían un ruido como el trueno.»
En época mucho más reciente, el escritor Wang Jia, que vivió bajo la dinastía de los Tshin, relata en su libro Reencuentro una historia acaecida en el siglo 4 antes de JC: “Durante los 30 años del reinado del emperador Yao, una inmensa nave flotaba por encima de las olas del mar del Oeste. Sobre esta nave, una potente luz se encendía de noche y se apagaba de día. Una vez cada 12 años, la nave daba una vuelta por el espacio. Por esto se la denominaba Nave de Luna o Nave de las Estrellas”. En su obra Observaciones del Cielo, otro historiador, que vivió entre los años 960 y 1279 nos da una imagen todavía más clara de esta nave del cielo, afirmando de ella: “Había una gran nave voladora expuesta en el palacio de la Virtud bajo la dinastía de los Tang. Medía más de 50 pies de largo, y resonaba como el hierro y el cobre, resistiendo perfectamente a la corrosión; se elevaba en el cielo para retronar después, y así continuamente.”
Por su parte, el historiador Zhang Zuo, autor de la Historia del Poder y de la Oposición, escribe también que “el 29 de mayo del año 2 bajo el reinado del emperador Kai Yuan, durante la noche, apareció una gran estrella móvil, del tamaño de una cuba, que volaba en el cielo del Norte, acompañada de otras estrellas más pequeñas; esto duró hasta el amanecer”.
Otro texto, el Nuevo Libro de los Tang, reza en su capítulo 22, dedicado a la Astronomía: “El año 2 bajo el reinado del emperador Quian-fu, dos estrellas, una roja y la otra blanca, que medían como dos veces la cabeza de un hombre, se dirigieron una junto a la otra al Sudeste. Una vez paradas en el suelo, aumentaron lentamente de tamaño y lanzaron luces violentas. Al año siguiente, una estrella móvil brilló de día como una gran antorcha. tenía el tamaño de una cabeza. Habiendo llegado del Nordeste, sobrevoló dulcemente la región, para desaparecer finalmente en dirección Noroeste.”
En otro pasaje de este mismo libro podemos leer: “En marzo del año 2, bajo el reinado del emperador Tian Yu, cierta noche una gran estrella surgió de la bóveda del cielo. Era cinco veces más grande que un celemí y volaba en dirección del Noroeste. Descendió hasta treinta metros del suelo. Su parte superior lanzó luces de fuego de color rojo anaranjado. Sus luces llegaban a más de cinco metros. Se desplazaba como una serpiente, rodeada de numerosas estrellas pequeñas que desaparecieron en un abrir y cerrar de ojos. Se vió una especie de vapor que subía muy alto hacia el cielo.”
Esta es solamente una brevísima selección de cuanto puede leerse en los textos clásicos chinos acerca de los OVNIs.
Los ángeles son algo que asociamos con las bellas pinturas pre-Rafaelitas, estatuas talladas acompañando la arquitectura gótica y seres sobrenaturales que intervienen en nuestras vidas en tiempos de problemas. Durante los últimos 2000 años ha sido la imagen estereotipada, fomentada por la Iglesia cristiana.
Pero, ¿qué son los ángeles? ¿De dónde vienen, y qué han significado para el desarrollo de la religión organizada?

Muchas personas ven el Pentateuco, los cinco primeros libros del Antiguo Testamento, como lleno de cuentas de ángeles que aparecen justo a los patriarcas y los profetas visionarios. Sin embargo, esto simplemente no es así.

Hay tres ángeles que se acercan a Abraham para anunciarle el nacimiento de un hijo llamado Isaac a su esposa Sara, mientras él está sentado debajo de un árbol en la llanura de Mambré. Hay dos ángeles que visitan a Lot y a su esposa en Sodoma, antes de su destrucción. Está el ángel que lucha con Jacobo toda la noche en un lugar llamado Peniel, o aquellos que ve subir y bajar de una escalera que se extiende entre el cielo y la Tierra.

Sin embargo, con excepción de estas cuentas, hay muy pocos ejemplos, y cuando los ángeles aparecen la narración, es, a menudo vaga y confusa sobre qué es exactamente lo que está pasando.

Por ejemplo, en el caso de Abraham y Lot, los ángeles en cuestión se describen simplemente como “hombres”, que se sientan a tomar alimentos como cualquier persona mortal.
Influencia de los Magi
No fue sino hasta los tiempos de post-exilio – es decir, después de los judíos regresaron de su cautiverio en Babilonia, alrededor del 450 A. C. – que los ángeles se convirtieron en parte integrante de la religión judía.
Fue incluso más tarde, alrededor de 200 A.C. que comenzaron a aparecer con frecuencia en la literatura judía religiosa. Obras como el Libro de Daniel y el apócrifo Libro de Tobías contienen relatos enigmáticos de los seres angélicos que tienen nombres propios, apariencias específicas y jerarquías establecidas. Estas figuras radiantes eran de un origen no-judío. Todo indica que eran extraterrestres, importaciones de un reino extranjero, es decir, Persia.

El país que hoy conocemos como Irán no podría parecer a primera vista la fuente más probable para los ángeles, pero es un hecho que los judíos exiliados estuvieron muy expuestos a sus creencias religiosas después de que el rey persa Ciro el Grande tomó Babilonia en el año 539 antes de Cristo.

Estas incluyen no sólo el zoroastrismo, por el profeta Zoroastro o Zaratustra, sino también la religión mucho más antigua de los Magi, la élite de la casta sacerdotal de Media en el noroeste de Irán. Ellos creían en un todo un panteón de seres sobrenaturales llamados ahuras, o ‘los brillantes’, y daevas – ahuras que habían caído de la gracia debido a su corrupción de la humanidad.

Aunque eventualmente fuera de la ley en Persia, la influencia de los Magi (Magos) corría muy profundamente dentro de las creencias, costumbres y ritos del zoroastrismo.

Por otra parte, no puede haber duda de que magismo (magia), del cual tenemos términos como mago y magia, ayudó a establecer la creencia entre los judíos, no sólo de jerarquías conjunto de los ángeles, sino también de las legiones de ángeles caídos – un tema que las ganancias de su mayor fuente de inspiración de una obra solo – el Libro de Enoc.
El Libro de Enoc
Compilado por etapas en algún lugar entre 165 A.C. y el comienzo de la era cristiana, esta trabajo llamado pseudografico (es decir, falsamente atribuido) tiene como tema principal la historia detrás de la caída de los ángeles. Sin embargo, no la caída de los ángeles en general, sino de quienes fueron originalmente conocidos como ’îrin (’îr in singular), “aquellos que vigilan”, o simplemente “vigilantes” (Watchers) como se traduce en la traducción al Inglés.

El Libro de Enoc cuenta la historia de cómo 200 ángeles rebeldes, o Vigilantes, decidieron transgredir las leyes celestiales y “descender” a los llanos y tomar esposas de entre la especie mortal. El sitio dado para este acontecimiento es la cumbre del Hermón, un lugar mítico generalmente asociado con las nevadas cumbres del monte Hermón, en la ante-cordillera del Líbano, al norte de la actual Palestina (pero véase más adelante sobre el hogar más probable de los Vigilantes).

Los 200 rebeldes dan cuenta de las consecuencias de sus transgresiones, porque de acuerdo con un juramento en el sentido de que su líder Shemihaza asumiría la culpa si toda la fatal aventura saliera terriblemente mal.

Después de su descenso hacia las tierras bajas, los Vigilantes disfrutan de las delicias terrenales con sus “esposas” elegidos, y por medio de de estas uniones nacieron crías gigantes llamados Nephilim, o Nefilim, una palabra hebrea que significa “aquellos que han caído”, que son considerados, en traducciones al griego como gigantes.

Secretos Celestiales
En medio de aprovecharse de nuestras mujeres, los 200 ángeles rebeldes se dedicaron a impartir los secretos celestiales a los que tenían oídos para escuchar. Uno de ellos, un líder llamado Azazel, se dice que “enseñó a los hombres a hacer espadas, cuchillos, y escudos y corazas, y les hicieron conocer los metales (de la tierra) y el arte de trabajar con ellos”, lo cual indica que los Vigilantes trajeron el uso del metal a la humanidad.
También se les instruyeron sobre cómo hacer “pulseras” y “adornos” y les mostraron cómo usar “antimonio”, un frágil metal blanco empleado en las artes y en la medicina.

A las mujeres, Azazel enseñó el arte de “embellecerse” los párpados y el uso de “todo tipo de piedras preciosas” y “tinturas colorantes”, presuponiendo que el uso del maquillaje y las joyas no se conocía antes de esta edad. Además de estos crímenes, Azazel fue acusado de enseñar a las mujeres cómo disfrutar el placer sexual y entregarse a la promiscuidad – visto como una blasfemia “impía” a los ojos de los narradores hebreos.

Otros Vigilantes fueron acusados de revelar a la especie mortal el conocimiento de las artes más científicas, tal como la astronomía, el conocimiento de las nubes, o meteorología, las “señales de la Tierra”, probablemente la geodesia y geografía, así como las “señales”, o pasajes de los cuerpos celestes, como el sol y la luna.

Su líder, Shemihaza, está acreditado con haber enseñado “encantamientos y cortes de raíces”, una referencia a las artes mágicas rechazadas por la mayoría de los judíos ortodoxos.

Algunos de ellos, los Pênêmûe, enseñaron que “lo amargo y lo dulce”, seguramente una referencia al uso de hierbas y especias en los alimentos, mientras instruyeron a los hombres sobre el uso de “tinta y papel”, implicando que los Vigilantes introdujeron las primeras formas de escritura.

Mucho más inquietante es Kâsdejâ, de quienes se dice que enseñaron a “los hijos de todos los hombres todos los malvados caprichos de los espíritus y demonios, y los secretos para eliminar el embrión en el útero”. En otras palabras, enseñaban a las mujeres a abortar.

Estas líneas relativas a las ciencias prohibidas, entregadas a la humanidad por los Vigilantes rebeldes, plantea la pregunta fundamental del por qué los ángeles deberían haber poseído un conocimiento de estos asuntos, en primer lugar.

¿Por qué tenían necesidad que trabajar con metales, usar encantos, encantamientos y escritura; embellecer el cuerpo, emplear el uso de especias, y saber ahora cómo abortar un niño no nacido? Ninguna de estas habilidades son lo que uno podría esperar que los mensajeros celestiales de Dios, de poseyeran, a menos que éstos fueran humanos, en primer lugar.

En mi opinión, esta revelación del conocimiento la sabiduría previamente desconocidos parecieran ser las acciones de una raza muy avanzada transmitiendo algunos de sus secretos estrechamente vigilados, a una cultura menos desarrollada que estaba aún tratando de entender los principios básicos de la vida.

Más desconcertante fueron las acciones aparente de la empresa completamente desarrollados Nefilim, pues dice:

Y cuando los hombres ya no pudieron sostenerlos, los gigantes se volvieron contra ellos y devoraron a la
Humanidad. Y empezaron a pecar contra los pájaros y las bestias, y reptiles, y peces, y a devorarse la
carne unos a otros, y beberse la sangre. Luego la tierra estableció acusación contra los sin ley.
Por ahora los gritos de desesperación de la humanidad fueron fuertemente escuchados por los ángeles, o Vigilantes, quienes habían permanecido leales al cielo.
Uno por uno, son escogidos por Dios para proceder contra los Vigilantes rebeldes y sus descendientes, los Nefilim, que son descritos como “bastardos y réprobos e hijos de la fornicación”.

El primer líder, Shemihaza, es colgado y atado boca abajo y su alma desterrada para convertirse en las estrellas de la constelación de Orión. El segundo líder, Azazel, fue atado de pies y manos, y expulsado por la eternidad a la oscuridad de un desierto denominado Dûdâêl.

Sobre él se colocaron “piedras irregulares y en bruto” y aquí se mantendrá por siempre hasta el Día del Juicio, cuando será “echado en el fuego” por sus pecados.

Por su parte en la corrupción de la humanidad, los Vigilantes rebeldes se ven obligados a presenciar la masacre de sus propios hijos antes de ser expulsados a una especie de prisión celestial, considerado como un “abismo de fuego”.
Siete Cielos
El patriarca Enoc, entonces, entra en escena y, por algún motivo inexplicable, se le pide que interceda en favor de los rebeldes encarcelados. Él intenta conciliar con los ángeles del cielo, pero falla estrepitosamente. Después de esto, el Libro de Enoc relata cómo el patriarca es llevado por los ángeles sobre las montañas y los mares a los “siete cielos”.

Aquí él ve una multitud de seres angélicos mirando las estrellas y otros cuerpos celestes en lo que parecen ser observatorios astronómicos. Otros hacen huertos y jardines que tienen más en común con un kibutz israelí que con un reino etéreo sobre las nubes.

En otra parte del “cielo” está el Edén, donde Dios plantó un jardín para Adán y Eva antes de su caída – siendo Enoc el primer mortal en entrar en este dominio desde la expulsión de ellos.

Por último, durante la vida del bisnieto de Enoc, Noé, el Diluvio cubre la tierra y destruye todos los vestigios restantes de la raza gigante. Así termina la historia de los Vigilantes.

Los Hijos de Dios
¿Qué vamos a hacer con el Libro de Enoc? ¿Están sus cuentas de la caída de los Vigilantes y las visitas al cielo por el patriarca Enoc basadas en algún tipo de verdad histórica? Los estudiosos dirían que no. Ellos creen que es una obra puramente de ficción, inspirada en el libro del Génesis, en particular, dos pasajes enigmáticos en el capítulo 6.
En la primera, que constituyen los versículos 1 y 2, dice lo siguiente:
Y aconteció que cuando comenzaron los hombres a multiplicarse sobre la faz de la tierra, y nacieron hijas a ellos, que los hijos de Dios vieron que las hijas de los hombres eran hermosas, tomaron para sí mujeres de todo lo que eligieron.
Por ‘hijos de Dios’, el texto quiere decir ángeles celestiales, siendo el original hebreo bene-ha-Elohim. En el versículo 3 del capítulo 6, Dios se pronuncia de forma inesperada que su espíritu no puede permanecer en los hombres para siempre, y que puesto que la humanidad es una creación de la carne, su vida útil en lo sucesivo se redujo a “ciento veinte años”. Sin embargo, en el versículo 4, el tono de repente, vuelve al tema original de este capítulo, ya que dice:

Los Nefilim estaban en la tierra en aquellos días, y también después, cuando los hijos de Dios se juntaron con las hijas de los hombres, y les engendraron hijos: los mismos fueron los valientes que desde la antigüedad fueron varones de antiguo renombre.

Como el Pentateuco está considerado como haber sido escrito por Moisés, el legislador en c.1200 a.c., se supone que las líneas de Génesis 6 influido en la construcción del Libro de Enoc, y no al revés. A pesar de esta suposición obvia por parte de eruditos hebreos, hay pruebas que demuestran que gran parte de Génesis fue escrito después del regreso judíos del cautiverio en Babilonia a mediados del siglo V a.C.

Si este fuera el caso, entonces no hay razón por la cual las líneas de Génesis 6 no podrían haber sido manipulado en esta época. En un intento de enfatizar la enorme antigüedad del Libro de Enoc, el mito hebreo siempre ha afirmado que fue transmitido a Noé, nieto de Enoc, después del Diluvio, es decir, mucho antes de la compilación del Génesis.

Esta reivindicación de prioridad sobre el Pentateuco llevó finalmente al teólogo cristiano, San Agustín (AD 354-430) a afirmar que el Libro de Enoc era demasiado antiguo (antiquitatem nimiam ob) para ser incluido en el Canon de las Escrituras.